Cuando las pacientes me preguntan:

“¿Cuánto dura el post parto?”

Yo les respondo:

“Toda la vida.”

 

Cada mujer, cada embarazo, cada parto y cada post parto son únicos para cada mujer y para cada parto. Es por eso que decir un tiempo igual para todas sería un error. Pero hay factores que nos pueden indicar cuando podemos empezar a llevar “una vida normal” como antes del parto, o cuánto tiempo tengo que esperar para retomar una actividad física.

 

Factores que pueden mejorar los tiempos en la Recuperación post parto:

  • Realizar ejercicio durante el embarazo: Si en el embarazo ya hemos hecho alguna actividad física la recuperación puede ser más rápida o fácil. Os pongo el ejemplo: Estoy apuntada al gimnasio y lo dejo dos semanas porque me voy de vacaciones. Cuando vuelvo al gimnasio me cuesta un poco, noto que he parado, pero en dos días recupero el ritmo y entreno como lo hacía antes. O en este segundo caso: Me voy a apuntar al gimnasio por primera vez, tengo que vencer la pereza y sé que me va a costar unos 20 días coger ritmo y empezar a notar los beneficios. En el post parto es lo mismo, si ya me he movido durante el embarazo, luego “reactivarme” va a ser más rápido y fácil que si tengo que empezar desde cero.

 

  • Tipo de parto: Los tiempos de recuperación van a ser diferentes según el parto que hayamos tenido. Si es una cesárea tenemos que tener en cuenta que nos abdomen va a necesitar más tiempo de reposo, trabajo de la cicatriz de cesárea (para evitar adherencias), y más adelante más trabajo abdominal para recuperar la musculatura. Si ha habido puntos (episiotomías o desgarros) nuestro periné necesita recuperarse, debemos trabajar más conscientemente la musculatura y tratar las cicatrices para que no haya dolor. Si ha sido un expulsivo muy largo podemos tener más inflamación de toda la zona perianal.

 

  • Dificultades en el post parto: Si tenemos hemorroides, infecciones, problemas o dificultades con la lactancia, puntos de tensión o dolor, bebés con cólicos o desajustes en el sueño, etc.

 

Estos factores pueden hacer que nuestra recuperación no sea tan rápida. Pero no pasa nada, lo importante no es la rapidez si no la calidad de la recuperación.

Y esto es muy importante: NO HAY QUE RECUPERARSE RÁPIDO, HAY QUE RECUPERARSE BIEN.

Para esto debemos respetar los tiempos de nuestro cuerpo. El post parto y la crianza tienen sus propios tiempos. La prioridad es criar, descansar y ser felices. La recuperación activa la haremos poco a poco, sin estrés/culpas/prisas.

 

Tiempos de recuperación por Meses:

En el primer mes haz siempre ejercicio suave, no hagas ejercicio para agotarte o sobrepasarte, simplemente muévete: pasear, elíptica, movimientos de brazos/piernas/tronco. Sin peso y sin carga. Empieza conectando tu abdomen y suelo pélvico.

En el segundo mes puedes aumentar la intensidad de los movimientos, todavía sin cargas. Siempre conectando tu conjunto abdomino-pélvico.

En este segundo mes, te aconsejo realizar una valoración completa de suelo pélvico por un fisioterapeuta especializado, él te dará las indicaciones a seguir y tus tiempos de recuperación según tu estado de salud.

 

No empieces entrenamientos de cargas o impacto hasta que tu suelo pélvico y abdomen estén recuperados y sean completamente funcionales.

 

Hay que respetar los tiempos.

 

Primero debemos recuperar nuestro abdomen y suelo pélvico. Son los más afectados después de un embarazo y un parto (vaginal o cesárea). Para poder llevar las cargas de nuestro día a día (coger bolsas, mover pesos, coger el carrito/el bebé, subir y bajar escaleras, toser/estornudar) debemos tener un buen abdomen y suelo pélvico. Y antes de empezar cualquier actividad deportiva debemos trabajar el abdomen y suelo pélvico para no provocarnos futuras patologías como incontinencias o prolapsos de órganos pélvicos.

 

Olivia Rubio y África Pol – Fisioterapeutas especialistas en suelo pélvico, movimiento y salud femenina.

 

Te acompañamos en este proceso con nuestro curso de “Recuperación Post parto”, donde recuperaras tu abdomen y suelo pélvico. De la mano de profesionales de la salud. Es importante realizar este curso correctamente (insistiendo en el bloque 2 del curso) antes de seguir con los esfuerzos del día a día o retomar una actividad deportiva.

Compartir ahora: